• 15 junio 2020


DECLARACIÓN DEL COMITÉ POLÍTICO

DEL PARTIDO DE LA LIBERACIÓN DOMINICANA

El Partido de la Liberación Dominicana (PLD) expresa su profunda preocupación por la cada vez más evidente incidencia de sectores ligados al narcotráfico en la campaña del Partido Revolucionario Moderno (PRM) frente a lo cual la dirección de este partido ha optado por guardar silencio y no dar ninguna explicación a la sociedad dominicana en una irresponsable falta de transparencia ante hechos tan graves que afectan sensiblemente la institucionalidad del país.

El caso más notorio es el del señor Yamil Abreu Navarro, quien hasta hace poco fuera alcalde y candidato a alcalde por el Partido Revolucionario Moderno (PRM). Este señor ha sido apresado en respuesta a una solicitud de extradición por parte de las autoridades de Estados Unidos por sus actividades de narcotráfico, lavado de dinero y vinculación con carteles internacionales de la droga.

Este señor llevó a cabo su actividad política en contacto permanente con altos dirigentes del PRM, es decir, era parte del círculo de la alta dirigencia de ese partido, por lo que el PRM está en la obligación de responder ante las autoridades y ante el país las siguientes preguntas: 1) ¿Cuánto dinero aportó el señor Yamil Abreu Navarro a la campaña del PRM? 2) ¿Cómo hizo esa contribución, en efectivo o en cheques? 3) ¿A quién o quiénes le entregó esas contribuciones? 4) ¿Cuál era la responsabilidad política de ese señor en la coordinación regional de las actividades del PRM en las provincias del sur?

Estas son preguntas que el PRM no puede, bajo ninguna circunstancia, dejar de responder. Tampoco puede dejar de responder con qué se comprometió el PRM frente a este señor a cambio de sus aportes financieros a la campaña de ese partido.

Debemos señalar que este no es el único caso que vincula al PRM con individuos ligados al narcotráfico. Hay denuncias tanto en el país como en el exterior de la presencia de personas vinculadas al negocio ilícito de las drogas en las actividades políticas y electorales del PRM en las provincias de Hato Mayo, el Seibo, Santo Domingo, Duarte, María Trinidad Sánchez, Azua, Barahona, Valverde, La Vega, Santiago, La Romana, entre otras.

Hacemos un llamado a la Junta Central Electoral a que redoble su esfuerzo para garantizar que las candidaturas a posiciones electivas correspondan a personas sin ningún tipo de vinculación con el narcotráfico y el crimen organizado.

La experiencia en otros países de nuestra región muestra cuán dañino ha sido la penetración del narcotráfico y el crimen organizado en las actividades políticas. Los capos de la droga usan a los partidos políticos para lavar dinero, encubrir sus actividades ilícitas y luego obtener impunidad cuando sus partidos favoritos llegan al poder. Esto ha resultado ser corrosivo de la institucionalidad, la justicia y el quehacer político en general.

Lo que estamos viendo en el PRM nos alarma. La indiferencia de la dirección de ese partido ante estos graves acontecimientos –como si nada estuviese pasando- denota una insensibilidad y una irresponsabilidad enorme de parte de sus dirigentes.

El Partido de la Liberación Dominicana aprovecha la oportunidad para reiterar su compromiso inquebrantable contra el tráfico de drogas y el crimen transnacional. Nuestro partido seguirá luchando para que en República Dominicana la política no se contamine con esas actividades ilícitas y permanecerá alerta ante la incidencia cada vez mayor que figuras ligadas al narcotráfico tienen en la actividades del Partido Revolucionario Moderno (PRM).

15 de junio de 2020